La publicación en Buenos Aires de un nuevo libro de artículos escritos por Chesterton (De todo un poco) sirve para refrescar el ingenio y la elegancia de sus textos, y también redescubrir lo profundamente equivocado que estaba. Pero, como dijo un amigo, mejor escribir bellamente equivocaciones que tener razón con mal gusto. Por ejemplo: La.


Leave Your Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.